“EL DESAFÍO HOY ES COMBINAR LA INMEDIATEZ CON LA OBSERVACIÓN PROFUNDA”


El periodista Fernando “Fero” Soriano visitó ETER para dialogar con estudiantes de Técnica Periodística II, materia de segundo año de periodismo.

Por Talía Boguzcki

El periodista Fernando “Fero” Soriano visitó ETER para dialogar con estudiantes de Técnica Periodística II, materia de segundo año de periodismo. El autor de “Marihuana, la historia” (Planeta) – en el que rastreó el lugar del cannabis en la historia de nuestro país- y coautor junto a José Bellas de “Será siempre Independiente” (también de Editorial Planeta), trabajó durante 20 años en el diario Clarín y desde hace casi un año forma parte del equipo de Infobae. Allí, aseguró, siente la satisfacción de escribir sobre los temas que le interesan con la libertad necesaria para hacerlo. “Es un lugar para la gente como yo, a la que le gusta escribir y estar en la calle”, dijo. También colabora regularmente con la revista THC, dedicada a noticias y cultura cannábica

En una época donde la información se consume de modo inmediato y fugaz y en la que los llamados millenials pueden informarse con apenas un par de clicks, “es un desafío para nosotros combinar la inmediatez con la observación profunda”, sostuvo Soriano. “La mirada del periodista es la que puede llegar a marcar la diferencia”.

En ese sentido, sus trabajos de los últimos meses le dan la razón. En marzo envió desde Olavarría la única crónica desde adentro del último recital del Indio Solari, en el que dos personas terminaron muertas y varias heridas. No sólo tuvo que insistir para que su medio lo enviara -su olfato periodístico le indicaba que podía ser la última presentación en vivo del ex líder de Patricio Rey y sus redonditos de ricota- sino que además no dispuso de tiempo para dormir y terminó la nota a las siete de la mañana, después de haber pasado por lo que terminó, lamentablemente, siendo una tragedia.

Más recientemente, viajó a Esquel para cubrir el caso de la desaparición forzada de Santiago Maldonado en medio de una represión de Gendarmería Nacional. No le resultó sencillo: “Cuando llegué Santiago llevaba más de un mes y pico desaparecido y varios medios ya estaban instalados hacía tiempo en el lugar. Tenía que ver qué de nuevo podía aportar yo”, relató. Su estrategia fue acercarse más a la comunidad mapuche, que hasta el momento casi no había hablado con los medios de comunicación y, por otro lado, indagar quién era Santiago. “No había ningún perfil que describiera su personalidad, más que los adjetivos usados como: el artesano, el tatuador, y otros más”, recordó. Por eso se dedicó a entrevistar a sus profesores y compañeros en El Bolsón y pudo perfilar al joven del que poco se sabía. “Esa cobertura, fue quizás, la más difícil que me tocó hacer hasta el momento”, admitió Soriano.

Antes de despedirse definió al periodismo como una profesión en la que nunca se deja de aprender. “El punto de partida es siempre la propia inquietud”, aseguró.

Las y los estudiantes le agradecieron su visita con un fuerte aplauso.

Seguilo en Twitter: @ferosoriano

Your email address will not be published.