EN 2011, SIN REPROCHES: “FRACASO LO DICE EL QUE ESTÁ AFUERA”


-¿Esperaban llegar a la final en 2011?
-Ese año tuvimos un equipo muy competitivo, muy fuerte. Me acuerdo mucho la final en Sevilla que yo no estuve entre los cuatro que jugaron porque fui de quinto en esa serie, pero fue impresionante. Jugamos de visitante en un estadio gigante, fueron muchos argentinos y el ambiente de juego fue emocionante. La verdad es que se vivieron unos partidazos. Del Potro perdió con Ferrer y con Nadal pero fueron dos partidos increíbles. Ellos estaban jugando muy bien, Rafa tenía un record increíble de local en polvo de ladrillo y como jugaban de local ellos eligieron la superficie. Eran favoritos y fueron merecidos campeones porque jugaron muy bien.
-En la semifinal contra Serbia jugaron en dobles con Schwank y no pudieron cerrar la serie ¿qué sensación les dejó ese partido?
-Era una serie complicada y estábamos de visitantes. Ellos pusieron una cancha bastante rápida. Ahí jugó Del Potro y Nalbandian en singles y con Pico jugamos en dobles. Me acuerdo que fue un partido bastante parejo a pesar de que perdimos en tres sets, pero bueno fueron los tres muy cerrados (NdR: perdieron frente a Troicki y Zimonjic 7-6 7/4, 6-4 y 6-2). Ellos eran mejores. Zimonjic es un gran doblista que todavía sigue jugando y la verdad es que se notó la experiencia de él. El doble se juega diferente, hay que entenderse mucho con el compañero y con Pico no participamos mucho el circuito en dobles y menos juntos. Jugamos muy pocas veces y eso se notó en la cancha.
-El siguiente partido fue Del Potro contra Djokovic, que tuvo que abandonar…
-Ese partido de Juan Martín fue increíble, aunque Djokovic no llegó a terminarlo. Del Potro había jugado un partido muy bueno contra Tipsarevic antes y con Djokovic fue muy parejo el primer set hasta que en el comienzo del segundo Novak se retiró con un dolor en la espalda. En la cancha fue increíble porque pegó un grito que parecía que se había hecho pelota, no siguió el partido aunque no haya sido una lesión grave. Él venía de ganar el Us Open, estaba jugando su mejor tenis, así que fue un gran triunfo.

En 2011 Chela jugó en las tres series previas pero vio la final desde afuera.

En 2011 Chela jugó en las tres series previas pero vio la final desde afuera.

-En la final vos estuviste entre los cinco, pero no te tocó jugar. ¿Cómo lo viviste?
-Bien, me gustó. Fue una linda experiencia, me sentía 100% parte del equipo. Había estado en otras series y fui sabiendo que era el quinto. Fui a sumar para el equipo, primero para estar listo por cualquier cosa que pase si alguno de los jugadores se lesionaba y después para aportar al equipo, para entrenar y para que lleguen lo mejor posible a la serie.
-¿Fue un fracaso?
-No, para nada. Yo creo que esa palabra lo vive y lo dice más el que está afuera. Cualquier deportista sabe que entrando a la cancha se puede ganar y perder, y yo trato de ver las cosas de manera positiva. La Copa Davis vendría a ser como un Mundial, sólo que se juega todos los años. Juegan los mejores equipos del mundo y Argentina en los últimos años jugó cuatro finales en su historia. Siempre es un buen resultado llegar a una semifinal o una final. Obviamente que nos falta ganarla, pero ahora pareciera que si no la ganás es un fracaso. No pienso así, lo valoro mucho. Lo mismo ahora que están en otra final o todas las finales que jugó los últimos años el tenis argentino, porque siempre se llegó muy lejos. Creo que hay que disfrutarlo y valorarlo.
-¿Cómo ves a la Argentina para la final de este año?
-Creo que es una serie muy pareja, los dos equipos tienen un jugador que se destaca del resto, como Cilic y Del Potro. Creo que si me pedís un porcentaje yo te diría que está 50 y 50, porque ellos eligen la superficie, pero a la vez nuestros jugadores se adaptan muy bien a esa cancha. Juan Martín este año demostró que está de nuevo en un gran nivel, le ganó a los cinco mejores del mundo durante el año. Va a llegar con el envión de los Juegos Olímpicos, de un buen US Open, tuvo tiempo de descansar y de entrenar, va a llegar muy bien. Hay que ver como esta Cilic, está jugando el Master ahora y va a llegar un poquito más cansado, pero con mucho ritmo enfrentando a los mejores del mundo y depende como le vaya puede llegar con mucha confianza también. Es una serie pareja. Después en singles, los tres chicos demostraron que juegan bien en la Copa Davis. Leo Mayer en la última serie le tocó jugar el quinto punto que es el más difícil y jugó muy bien. Así que en eso estoy tranquilo porque sé que todos van a rendir bien, después hay que ver qué pasa en cada partido.

Your email address will not be published.