LA CAMISETA MÁS LINDA DE TODAS


Además de por su buen fútbol y las goleadas (a favor y en contra), la selección danesa que participó en México 1986 quedó en la historia por su llamativa casaca.

Por Sebastián Corda y Brian Pagano

En 88 años de historia, solamente fueron cuatro las Copas del Mundo a las que Dinamarca logró clasificar. El mayor logro danés no viene de la mano de los mundiales, sino de la Eurocopa 1992 ganada tras ser invitada de urgencia por la baja de Yugoslavia. Pero en Mundiales, el mayor avance fue en Francia 1998 cuando alcanzó los cuartos de final y se despidió ante Brasil.
Pero si hay un equipo que quedó en la memoria de los fanáticos de todo el planeta fue aquel que disputó el Mundial de México 1986. Aquel conjunto en el que brillaba la dupla de Michael Laudrup y Preben Elkjaer, con la guía desde el banco de Sepp Piontek, pasó invicta la zona clasificatoria tras vencer 1-0 a Escocia en el debut, golear 6-1 a Uruguay y derrotar con autoridad a Alemania por 2-0. En octavos de final, una serie de desatenciones defensivas le costaron una paliza ante España, que caía por 1-0 y terminó imponiéndose por 5-1.
Además del fútbol creativo, hubo otro detalle que hizo única a aquella selección danesa: para ese torneo, la marca Hummel dejó de lado el rojo habitual y presentó un novedoso diseño en dos campos: una parte roja o blanca y la otra, con finas rayas albirrojas. De hecho, ese kit fue elegido por la revista inglesa FourFourTwo como el mejor conjunto de la historia.
Hummel, de origen alemán pero radicada en los 70 en Dinamarca, también marcó tendencia con el uniforme con el que se consagró campeón de la Euro 92, lo que le permitió ganar mercados y hasta vestir, en la Argentina, a Ferro y Gimnasia La Plata en los 90 hasta que dejó de vestir a su equipo nacional en 2004. Hace dos temporadas volvieron a unirse para intentar a atraer las miradas del mundo.

Your email address will not be published.