“LA CLASIFICACIÓN AL MUNDIAL ME DIO FUERZA PARA SEGUIR LUCHANDO”


Rocío Pereyra vende bonos contribución para poder afrontar los gastos y cumplir uno de los sueños de su vida. En la previa a participar del Mundial de Taekwondo en Inzell, Alemania, nos demuestra que en este deporte los golpes de un rival no son lo que más duele.

Por Agustín Palmisciano | originalmente publicada en Globalonet


¿Cómo empezaste a practicar Taekwondo?

Empecé a los 9 años en la Sociedad de Fomento Andrés Rolón, un club de barrio que queda a dos cuadras de mi casa, y hoy es mi segundo hogar, muchos de mis amigos me cargan y me dicen que paso más tiempo ahí que en donde vivo. Mi hermana melliza, Belén, fue a probar una clase, y volvió re contenta y me llamó la atención, sobre todo porque era un deporte que no era tan conocido y me daba curiosidad. No me lo olvido más esa clase donde tiré mis primeras patadas, parecía extraño por momentos, yo venía de hacer 4 años de natación y nada que ver. Pero desde ese momento me di cuenta que los puños y las patadas me gustaban mucho y ahí sí, no me paró nadie.

La categoría que representas es amateur en nuestro país ¿En otros países ocurre lo contrario?

¡Exacto! El ITF, la categoría en la que yo estoy es totalmente amateur en Argentina. No estamos reconocidos por ninguna Secretaría de deportes, casi que no somos nada. Es horrible decirlo así, pero es la realidad. No sólo no estamos apoyados económicamente sino que ni siquiera existe algún tipo de visibilidad de este deporte o arte marcial que tan importante es para quienes los practicamos, y sin dudarlo, hasta para la sociedad.

Muchos países de Europa apoyan nuestra disciplina, se nota un montón en la calidad de deportistas que logran ser. Nuestro país tiene excelentes representantes pero a diferencia de ellos se nota el distinto estilo de vida, totalmente dedicado a esta arte marcial, y sin tantos sacrificios como hacemos nosotros, y en la región pasa una situación similar a la nuestra.

Existen dos Federaciones en el Taekwondo ¿Cuáles son las diferencias y la situación actual de cada una?

Sí, está la que represento yo, la ITF y la WTF, que es reconocida como deporte por la Secretaría de deportes de la Nación y algunos deportistas de élite tienen ciertos subsidios por parte del Estado, los apoyan más que a nosotros, la ITF no es reconocida como deporte y por eso no tenemos apoyo, y la realidad es que en Argentina hay más practicantes de ITF que de WTF, pero por decisiones políticas cuesta lograr una unidad.

¿El que compite en ITF puede hacerlo en WTF o al revés??

No, a no ser que se encuentre federado en ambos y practique en las dos. Pero eso nunca pasa porque si bien todo es Taekwondo, el reglamento es distinto, en la que yo represento se permiten golpes que en la otra no. Por ejemplo, nosotros usamos guantes en las manos para golpear, se permiten los golpes de puño en el pecho y en la cara, en WTF no son reglamentarios.

¿Qué sensaciones te produce que no haya aportes?

Muchísimas sensaciones la verdad. Desde que mi historia empezó a tener difusión gracias a algunos medios no paré de pensar en la manera de hacer lo posible para difundir nuestro amado taekwondo.

¿Por qué crees que este deporte en particular debería contar con mayores aportes?

En primer lugar porque es un deporte totalmente noble, sano, excelente en el desarrollo de diferentes niveles, ya sean físicos, cognitivos, afectivos o sociales y que entrega muchos valores como buen arte marcial.

¿Qué sentís al saber que vas a competir en el Mundial de Alemania y cómo es la preparación?

Haber clasificado es parte de un sueño cumplido. Nunca me había presentado a un selectivo, que es un torneo en el cual se compite con chicas argentinas de la misma categoría y solo rankean las mejores. Logré la clasificación y eso fue increíble para darme fuerzas a seguir luchando, en todos los sentidos. Lograr competir en el mundial simboliza para mí que todo se puede lograr.

¿Cómo te preparas para este gran desafío?

Mi entrenamiento varió mucho desde que clasifiqué. Desde Diciembre que estoy entrenando casi todos los días doble turno con los descansos que corresponden. En Enero es puro entrenamiento físico, entreno taekwondo, pero sobre todo físico, también aprovechando que no estoy dando clases por las vacaciones. Hay días que el cuerpo no me da más, pero la cabeza y los sueños son más grandes. Lo que resta de febrero y marzo, el entrenamiento es mucho más técnico y táctico en cuanto a las estrategias para la lucha.

¿Cómo estás haciendo para solventar los gastos para tu participación en el mundial sin la ayuda de ningún organismo?

Cuando me encontré con la clasificación, a su vez me encontré con muchos gastos. El mundial es en abril en Alemania, eso equivale a bastante gasto de viaje, y sumado a eso hay muchos otros gastos como por ejemplo el hospedaje con las delegaciones mundiales, las inscripciones, etc. También hay gastos que no se ven, como la indumentaria, las protecciones que usamos en la cabeza, pies y manos, esas cosas son de renovación constante, sobre todo cuando se deteriora de tanto uso en los entrenamientos. La verdad es que todo suma, y los gastos son muchísimos. Entonces se me ocurrió con mi entrenador largar una campaña de bonos contribuciones con premios totalmente simbólicos para poder sacarlos a la venta y de esta manera recaudar dinero. Los bonos tienen un costo de $100 y es una ayuda enorme para poder acercarme a lograr mi gran sueño.

Hacer un bono contribución para poder suplir los gastos para poder disputar de un gran evento deportivo tiene que ser un llamado de atención a las autoridades ¿Qué crees que tendría que cambiar? ¿Cómo es la reacción de la gente?

Como dije antes, además de mi sueño en cuanto a la competencia de poder llegar al título mundial, mi mayor sueño es hacer visible al Taekwondo ITF por todos los beneficios que trae consigo. Cualquiera que me escucha diría que lo digo porque lo práctico, pero no, aseguro que cualquier persona que conoce a alguien que práctica piensa lo mismo. Con toda la visibilidad que tuvo el caso me encantaría que las autoridades puedan repensar el rol que ocupa este arte marcial en la sociedad y los beneficios que podría traer si se nos reconociera más. Tenemos, no solo representantes de máximo nivel en Argentina, sino que hay muchos instructores por todas las provincias dispuestos a brindar sus conocimientos en distintas entidades demostrando todos los beneficios que conlleva nuestro arte marcial.

Lamentablemente en el deporte se suele mostrar la cara del éxito y la ganancia que obtienen muchos deportistas dejando de lado al que lo práctica por amor a su disciplina y pelea día a día contra viento y marea ¿Cómo impacta eso en vos?

Mirá, me gustan mucho todos los deportes. Me pones a practicar cualquiera y lo hago. Me gusta mucho el fútbol, verlo y jugarlo. Pero tanto el fútbol como otros deportes son muy sobrevalorados y tienen muchísimo apoyo por parte de las autoridades. Ver el apoyo masivo, y desbordado me lleva a pensar que estaría bueno que al menos una parte de esos aportes se llevaran a otros deportes que no son tan visibles y nos vendría tan, pero tan bien. Sobre todo a los que nos dedicamos a esto, tanto en el plano de la competencia como en el de la educación.

También sos entrenadora ¿Cuándo comenzaste con la parte docente en el Taekwondo?

Desde muy chica, a los 16. En la sociedad de fomento donde practicaba había una chica con un grupo chico, 4 alumnos infantiles, quedó embarazada y no pudo seguir. Con una amiga, Evelyn, decidimos reemplazarla y no nos fuimos más. Hoy nos sentimos orgullosas de tener una hermosa escuela, se llama TKD San Isidro, y nos pueden buscar en Facebook e Instagram para conocernos y venirse. Damos clases para todas las edades, de nenes de 4 años hasta adultos.

¿Cuáles son los objetivos que planeas a futuro en tu disciplina?

A largo plazo aspiro poder transmitir mi experiencia y conocimiento a mis alumnos. Tengo muchos alumnos juveniles de cinturón negro que tienen ganas de empezar a dar clases, eso para mí es hermoso, la idea de dejar un legado y que la escuela crezca para difundir el Taekwondo sería lo mejor. En cuanto a lo personal y la competencia, bueno, seguir entrenando y compitiendo hasta que el cuerpo me de! Es una pasión hermosa, y creo que con pasión todo se puede.

¿En qué te ayudó este deporte para tu vida?

No es solo un deporte, sino un arte marcial que aporta valores para la vida. Me enseñó mucho, la autoconfianza, el compromiso, el respeto por los demás. Acá, cuando uno empieza la práctica y para siempre lo rigen cinco principios que uno lo lleva consigo siempre en cada clase y que los traslada inevitablemente en la vida: Cortesía, integridad, autocontrol, perseverancia y espíritu indomable. Esos son los principios del Taekwondo, los de mi vida y los voy a seguir difundiendo hasta el cansancio.

Me imagino que la gente que te rodea ocupa un rol fundamental ¿Qué podes decir de ellos?

Son fundamentales, Mi familia me banca en todo, no importa lo que pase, a veces llego tarde de entrenar y están ahí con la comida esperándome y preguntándome como me fue. Después mis dos mejores amigas, Eve y Fiamma, compañeras de Taekwondo y de la vida, siempre me aguantan la que venga. Además, mi entrenador Fede Monzón, que no importa el día ni el horario, incondicionalmente está ahí siempre, para ayudarme a entrenar hasta el cansancio y motivarme cuando más difícil se hace todo.

¿Les darías algún mensaje a las autoridades que tienen la posibilidad de cambiar la situación?

Me encantaría que puedan cuestionarse un poco más el valor que le dan al deporte, es algo tan importante, hermoso y totalmente formador en la vida de las personas. Pero, que se puedan abrir a otras disciplinas no convencionales que seguramente rompan sus esquemas y superen sus expectativas.

Para aquellos que quieran ayudarte con el bono ¿Qué tienen que hacer?

La venta de bonos empezó en Enero y seguramente se extienda hasta mediados de febrero, que vamos a hacer el sorteo en vivo por mi Instagram personal. Como dije antes, cuesta $100 y si alguien está interesado me habla por privado en las redes sociales, Facebook: Ro Pereyra y ahí arreglamos para la entrega. Esa es una de las maneras, pero no quiero dejar de mencionar, que mi profesión y mi sostén económico son las clases que brindo para personas de todas las edades. Todos son bienvenidos, y los recibiremos con los brazos abiertos.

What others say about : “LA CLASIFICACIÓN AL MUNDIAL ME DIO FUERZA PARA SEGUIR LUCHANDO”..


Globalonet.

En nombre de todos los que hacemos Globalonet les queremos agradecer por la difusión de la nota!

Saludos!

Leave a Comment


Your email address will not be published.