UN PASO HACIA OCTUBRE


Las fuerzas que más bancas arriesgan en ciudad y en provincia son las del Frente para la Victoria y el Frente Renovador. El oficialismo no corre riesgo de perder cantidad de bancas pero sí legitimidad popular.

Por Juan Panizo y Rocío Román Diyarian

Equipo de producción multimedia: Cloé Srulevich/ Pablo Orrego/ Carolina Palonsky/ Brenda Tugender/ Esteban Zapata

Este domingo 13 de agosto se realizarán las Primarias Abiertas Simultáneas y Obligatorias (PASO), para elegir en todo el país los precandidatos a diputados, senadores, legisladores y concejales. En la Ciudad de Buenos Aires se renovarán 13 de las 25 bancas de diputados. En la Provincia de Buenos Aires, la mitad de las bancas de diputados y un tercio de los senadores. La elección general se realizará el 22 de octubre. Esta elección funcionará para la selección de candidaturas para cargos públicos electivos nacionales de octubre. Los partidos que estén habilitados a presentarse serán aquellos que obtengan ahora al menos el 1,5% de los votos. Las PASO fueron creadas en 2009 y aplicadas en el calendario electoral de 2011. Las fuerzas que más bancas arriesgan en la ciudad y en la provincia son las del Frente para la Victoria y el Frente Renovador. El oficialismo no tiene mucho que perder, al menos en cantidad de bancas. Carrió y Lousteau se separaron y van por listas diferentes. Massa arriesga 11 lugares en la cámara de diputados y causó sorpresa con la unión con la fuerza de Stolbizer. Elisa Carrió en su cierre de campaña disparó contra De Vido, Cristina y a la oposición en general. “Si se levantara Evita los mataría”, dijo Carrió. Cristina Kirchner explicó que la gente está nerviosa porque no llega a fin de mes y porque no le alcanza el dinero. “Lo tienen que esconder y hacer callar la boca”, en referencia a su rival Esteban Bullrich. Por su parte, la Gobernadora de la provincia de Buenos Aires, María Eugenia Vidal, explicó que los que se quejan de las decisiones del gobierno “son los mismos que se gastaron toda la plata para hacerte creer que estabas bien, pero íbamos a terminar como Santa Cruz o Venezuela”. Sergio Massa, en Tigre, destacó que la responsabilidad de los ciudadanos es ponerle un límite a “un gobierno para pocos” que, según él, está destruyendo la clase media y trabajadora argentina. Florencio Randazzo, el precandidato de Cumplir, quiso diferenciarse del oficialismo y la oposición. Dijo que no es tiempo de Cambiemos, sino de cambiar y cumplir. Más allá de las propuestas de campañas, las chicanas entre candidatos y las encuestas, la última decisión la tiene el pueblo. Habrá 14.433 centros de votación habilitados y se utilizarán 94.084 urnas en todo el país. Los porteños dirimirán sus representantes en un solo caso: el de Unidad Porteña, que nuclea a candidatos que responden al kirchnerismo, el Partido Justicialista y a un sector de la izquierda. Se trata de las listas con Daniel Filmus y Gabriela Cerruti, de Unidad Ciudadana, Guillermo Moreno y María Lucila Colombo, de Honestidad y Coraje, e Itaí Hagman y Elizabeth Gómez Alcorta, de Ahora Buenos Aires. Los otros espacios se limitarán a probar en las urnas el rendimiento de sus listas.

A la cabeza de Vamos Juntos –la alianza del PRO, Coalición Cívica y algunos sectores del radicalismo– están Elisa Carrió y Carmen Polledo.

Martín Lousteau, el ex embajador en Estados Unidos, vuelve a probar suerte con ECO, acompañado por Carla Carrizo, que buscará renovar su banca.

El frente de Sergio Massa y Margarita Stolbizer, 1País, lleva a Matías Tombolini a la cabeza, secundado por Florencia Arietto.

La izquierda se presentará en tres agrupaciones: Autodeterminación y Libertad, que encabeza Luis Zamora, Frente de Izquierda, con Marcelo Ramal y Laura Marrone e Izquierda al Frente, con Alejandro Bodart y Marina Robles. Proyecto Sur postula a Enrique Viale junto a Damián Solanas. Por Convocatoria Abierta por Buenos Aires se postulan Claudio Lozano y María Elena Barbagelata.

Your email address will not be published.