URUGUAY GANÓ COMO SABE


Con el gol de cabeza de José María Giménez en el minuto 89, la selección uruguaya derrotó 1 a 0 a Egipto y, al igual que Rusia, suma tres puntos en el Grupo A. Hacía 38 años que la Celeste no ganaba en un debut mundialista.

Por Darío Musa (@dariomusa)

Si Uruguay había llegado a Rusia con la idea de que Egipto no tendría a una figura rutilante por la posible ausencia de Mohamed Salah, que sigue recuperándose de la lesión de hombro que sufrió en la final de la Liga de Campeones de Europa, se equivocó. Ahmed El-Shenawy, gran protagonista del primer partido de Rusia 2018 del que participó un seleccionado sudamericano, se quedó con tres ocasiones claras que habían generado los delanteros uruguayos, Luis Suárez y Edinson Cavani.
Apenas comenzado el segundo tiempo, Suárez le ganó la posición a Ahmed Hegazy y definió, pero el arquero africano tapó el remate con la rodilla derecha. Casi media hora después, el atacante de Barcelona tuvo otra chance más con el mismo desenlace: quiso enganchar en un mano a mano, pero la figura le robó la pelota. A los 37 minutos del complemento, El-Shenawy voló hacia su palo izquierdo y con a mano cambiada desvió un potente remate de volea de Cavani.
Tras las numerosas atajadas de El-Shenawy, daba la sensación que el partido terminaría en un empate sin goles, especialmente cuando el palo también le ahogó el grito a Uruguay tras un disparo a colocar de tiro libre del delantero de PSG que juega para la Celeste. Pero a falta de un minuto para el final, una cabeza cambió todo. Giménez fue hasta el área para cabecear un centro de Carlos Sánchez con un movimiento aguerrido, como le gusta a la Celeste, y sentenció el partido.
Uruguay no ganaba una primera fecha desde el Mundial de México 1970, cuando había vencido 2 a 0 a Israel con los goles de Ildo Maneiro y Juan Mugica. En esa Copa del Mundo finalizó cuarto luego de caer por goleada ante Brasil en la semifinal y por la mínima diferencia con Alemania Federal en el duelo por el último lugar del podio.
El próximo partido de Uruguay será en el Estadio Rostov Arena frente a la débil Arabia Saudita, que perdió 5 a 0 en la inauguración del Mundial. En la próxima jornada del grupo, Egipto, con la posible titularidad de Salah, enfrentará a Rusia, el local, en San Petersburgo, con la necesidad de sumar para no empezar a despedirse de la competencia.

Your email address will not be published.