UN BANCO CALIENTE


Desde que Alfio Basile guió a la selección al bicampeonato de 1991 y 1993, diez técnicos han fracasado en el intento. ¿Será Lionel Scaloni el DT que logre sacar a la Selección de la sequía de títulos?

Por Lucila Guede (@lucilaguede)

El brasileño, Marcio Rezende, dio el pitazo final. Argentina, en el estadio Monumental de Guayaquil, vencía a México por 2-1 y se consagraba campeón de su 14ª Copa América. Alfio Basile sería el último entrenador en lograr un título con la Selección mayor. El Coco dejaría su cargo un año después, tras el polémico Mundial de Estados Unidos 1994, con el título de bicampeón de América después de 32 años y un festejo adicional, el de la inicial Copa Rey Fahd 1992, luego devenida Copa FIFA Confederaciones.

Daniel Passarella fue el que vino a imponer disciplina a un grupo que, según algunos medios, la había perdido con su antecesor. Diego Maradona le dijo adiós a su carrera como futbolista y jugadores como Fernando Redondo no fueron tenidos en cuenta. Participó en seis competiciones: Juegos Panamericanos 1995, Juegos Olímpicos 1996, Copa América 1995 y 1997 (ambas eliminados en cuartos), Copa Confederaciones 1997 y Mundial de Francia 1998. Ese fue el final de su mandato. Trajo a jugadores como Ariel Ortega, Pablo Aimar, Marcelo Gallardo, Juan Sebastián Verón, comenzando una transición, pero con la medalla dorada en Mar del Plata como único logro.

Marcelo Bielsa fue el hombre record, logró el oro de los JJ.OO. de Atenas en 2004, título que faltaba en las vitrinas de la AFA. Pero falló en el Mundial Corea-Japón 2002 y tampoco logró buenos resultados en la Copa América: eliminación en cuartos de final en Paraguay 1999 y derrota por la misma vía, también ante la verdeamarela, en la final de Perú 2004.

Tras el alejamiento de Bielsa, fue el turno de José Pekerman, quien venía de ganar tres campeonatos mundiales con el Sub 20 en Qatar 1995, Malasia 1997 y Argentina 2001. El Mundial de Alemania 2006 lo vería llegar hasta cuartos de final, con Messi sentado en el banco de suplentes y allí fue su adiós. Vuelve Basile al seleccionado, luego de arrasar como entrenador en Boca Juniors (cinco títulos en dos años). Sus dirigidos llegaron a la final de la Copa América 2007 en Venezuela, pero perdieron con Brasil 3 a 0. Las eliminatorias al Mundial de Sudáfrica 2010 llevaron a renunciar a su cargo tras perder por 1-0 frente a Chile. Diego Maradona sería su reemplazante, acompañado de Carlos Bilardo como coordinador de selecciones. Se apostó a los últimos en ganar un Mundial, pero el viaje a Sudáfrica 2010 vio su final en cuartos de final cuando Argentina fue vapuleada por Alemania por 4-0.

La llegada de Sergio Batista como DT interino, tras lograr el triunfo en los JJ.OO. de Pekín 2008, tuvo como primer compromiso formal la Copa América de 2011 en nuestro país. El torneo fue decepcionante y tras el penal errado por Carlos Tevez -convocado por la presión mediática- en los cuartos de final ante Uruguay, lo eyectó del cargo.

Alejandro Sabella traería consigo la mística Pincha luego de haber ganado la Copa Libertadores con Estudiantes y darle batalla al mejor Barcelona en la final del Mundial de Clubes. Sus dirigidos irían a Brasil en busca de la tercera Copa del Mundo, pero en la prórroga Alemania se quedó con la copa gracias al gol de Mario Götze.

Con una renuncia más, era el turno de Alejandro Martino. Su mandato dejo dos subcampeonatos en torneos continentales frente al mismo rival: Chile. En ambas competencias, se completaron los 90 de juego y la prórroga sin abrir el marcador, pero tanto en Santiago de Chile como en East Rutherford, La Roja fue más eficaz en los penales.

Edgardo Bauza y Jorge Sampaoli fueron los creadores del híbrido que jugó el último Mundial. El Patón consiguió tres triunfos en ocho partidos y dejó su lugar a Sampaoli, quien había guiado a los chilenos en el primero de los títulos del bicampeonato. Tras una eliminatoria complicada, no mejoró mucho el juego en Rusia y Argentina llegó a octavos de final en crisis. La mejor imagen se dio en la derrota, por 4-3 frente a Francia –finalmente, el campeón- en octavos de final. La salida del entrenador rosarino obligó a la forzada entrada su comprovinciano Lionel Scaloni, a cargo de la Sub 20, quien iniciará la Copa América con sólo nueve partidos en el banco para intentar quebrar una maldición de 26 años.

Leave a Comment


Your email address will not be published.