Charla mundialista: Andrés Burgo jugó “el partido” en Eter

En el marco de la Semana del Mundial, el autor de “El partido” contó detalles de sus diferentes trabajos literarios y periodísticos.


El periodista Andrés Burgo brindó una conferencia para los distintos cursos de ETER bajo el marco de la “Semana del Mundial”. Burgo escribió 6 libros que fueron enfocados a Diego Maradona y a River Plate: “Diego dijo, las 1000 mejores frases de toda la carrera del ‘10’” (2005, junto a Marcelo Gantman); “Ser de River en las buenas y en las malas” (2011); “El último Maradona, cuando a Diego le cortaron las piernas” (2014, con Alejandro Wall); “El partido, Argentina-Inglaterra 1986 (2016); “La final de nuestras vidas” (2019) y “River para Félix” (2019).

Su trayectoría se traslada entre el ruido de las teclas retumbando en las redacciones. Hoy, sus líneas se pueden disfrutar en las ediciones impresas de Tiempo Argentino. “La escritura es algo que depende de uno mismo. Cuando trato de escribir, trato de darle mucha imagen, con poca opinión”, comentó. Además, aconsejó: “Es importante sentir algo cuando estamos escribiendo. Si nos aburrimos, el resto se va a aburrir. Hay que ser conscientes que, si el texto nos lo sacamos de encima, el lector va a hacer lo mismo”.

El reconocido hincha de River abrió la charla sobre cómo combina el trabajo con la redacción de sus libros: “Trabajar diariamente y tener que escribir es un desafío permanente, algo muy difícil. Se necesita constancia sí o sí, además de poder concentrarse en un mundo en el que es cada vez más complejo hacerlo”.

Las construcciones edilicias se realizan en torno a una base firme. En el caso de los libros, esos cimientos básicos están formados por la información conseguida para llenar de contenido las páginas en blanco. “Una vez que tenés toda la información, podés ir al punto de escribir. Pero yo no empiezo a escribir desde el comienzo del libro, porqué eso me permite encontrar el tono que finalmente va a tener toda la obra”. Respecto a la forma en la que comienza a trabajar sobre los libros, contó: “No empiezo a escribir desde el comienzo, porque eso me permite encontrar el tono que finalmente tendrá”.

Burgo además concluyó en cómo se lleva con la confección de un libro: “La relación es amor y odio, porque toda esa carga de tiempo podría estar poniéndola en otra cosa, por lo que se convierte en una obsesión. Sin embargo, mi mujer me dice que siempre estoy mejor cuando escribo un libro, así que es una condena elegida”.

Dejar comentario

Dejá tu comentario