RENOVACIÓN Y VIEJOS CONOCIDOS, LA FÓRMULA DE SCALONI


Tras las últimas dos derrotas en esta competición y con nueve nombres que nunca viajaron con la celeste y blanca en busca de la gloria, Argentina irá a ganar de una vez por todas la Copa América que le es esquiva desde hace 26 años.

Por Ignacio Lucero (@nacholucerok)

La Copa América que se avecina está repleta de caras nuevas para Argentina. Tanto es así que, de aquel equipo que perdió en Nueva Jersey la última edición de este torneo en 2016, sólo quedan cinco jugadores. Además, nueve de los 23 que estarán en Brasil nunca jugaron un torneo oficial con la Mayor. Con el paso de dos técnicos en el medio y un tercero que es Lionel Scaloni, la Selección va en busca de la gloria que no consigue desde 1993.

El primer caso, el más emblemático, es el de Lionel Messi. El máximo goleador histórico del combinado nacional con 65 goles y capitán del equipo nunca pudo traerse una medalla dorada con la mayor. A pesar de todo lo que representa como argentino en el mundo, en el país parece no bastar por el hecho de que no tiene un título con la celeste y blanca. Debutó en 2005 y estuvo en todas las competiciones oficiales que disputó el equipo nacional convirtiendo goles en todas a excepción del Mundial de Sudáfrica 2010 y la Copa América 2011. Después de tres finales perdidas consecutivamente (Mundial 2014 y Copas América 2015/2016) decidió dar un paso al costado aunque duró muy poco. Edgardo Bauza lo convenció de volver y a pesar de los constantes amagues sobre su continuidad tras la gestión Sampaoli, la Pulga siempre volvió. Buscará guiar a sus (nuevos) compañeros a un(a) final feliz de una vez por todas.

Sergio Agüero es otro de los nombres resonantes que continúan vigentes en la Selcción. El Kun compartió los mismos dolores que su amigo Lionel y también estuvo ausente luego del Mundial de Rusia 2018. De hecho, su convocatoria inmediatamente posterior al Mundial se trata de la mismísima lista de la Copa América. Agüero, indiscutido en el Manchester City de Inglaterra, conoció las mieles del éxito con la Sub 20 en los Mundiales 2005 y 2007, además de sumar la medalla dorada en los Juegos Olímpicos de Pekín 2008. Debutó en 2006 de la mano de Alfio Basile en el recordado 0-3 ante Brasil en el Emirates Stadium de Londres. Permanece a la sombra del astro rosarino en lo futbolístico y en la crítica, aunque no sufre los mismos destratos que él.

El tercero es Ángel Di María, que con 31 años irá a la cuarta Copa América de su carrera. Si bien marcó goles importantes para el combinado nacional (el que más se destaca es el 1-0 a Suiza en Brasil 2014) siempre fue criticado por sus lesiones en instancias definitorias. En el Mundial de Brasil sufrió un desgarro en cuartos de final que no le permitió continuar jugando y también sufrió la misma lesión en las finales de Copa América subsiguientes. Debutó en 2008 mientras el equipo se preparaba rumbo a Sudáfrica 2010 con Alfio Basile primero y Diego Maradona después en el banco de suplentes. Al igual que Messi y Agüero, fideo no se perdió ninguna competencia oficial con la Selección desde que debutó. Si bien hace más de 10 años que está en Europa y consiguió una Champions League con el Real Madrid, el rosarino se debe un título con la mayor y buscará obtenerlo a como dé lugar.

El más particular es el caso de Nicolás Otamendi, que llegó a debutar en 2009 de la mano de Maradona y se ganó un lugar para el Mundial de Sudáfrica donde además fue titular. El hoy central del Manchester City no tuvo un gran rendimiento en esa cita y quedó “quemado” en la Selección. Su reaparición en un torneo oficial se dio en la Copa América 2015 ya con Gerardo Martino al mando del equipo. Se convirtió en uno de los pilares de la saga central reemplazando a Ezequiel Garay. El Comandante es una fija para ser titular en el equipo de Scaloni y tiene la trayectoria y el nivel para reclamar su lugar.

Como último sobreviviente está Ramiro Funes Mori, quien fue titular en la Copa América Centenario y para ese entonces estaba en su mejor nivel. En 2018 no fue al mundial principalmente porque se rompió los ligamentos de su rodilla en 2017 y no llegó desde el punto de vista físico y futbolístico. Sin embargo, el Melli no bajó los brazos y con su llegada al Villareal en la última temporada demostró que está más vigente que nunca y le hará difícil la elección al DT. El multicampeón con River puede ser combinado con Otamendi en la saga central (jugaron juntos en la Copa 2016) y hasta incluso se puede adaptar como lateral izquierdo.

Pero más allá de los jugadores que se repiten con respecto a la última edición de este torneo, hay que tener en cuenta la gran cantidad de debutantes en torneos oficiales con la Selección de Argentina. De atrás para adelante, se puede empezar hablando de Esteban Andrada, el arquero de Boca. Ex Lanús y con una actualidad muy buena, el uno xeneize pelea un puesto con Franco Armani, quien supo defender la celeste y blanca en el Mundial de Rusia 2018. Germán Pezzella, con 27 años jugará por primera vez un torneo oficial a dos años de ser convocado por primera vez de la mano de Jorge Sampaoli. El capitán de la Fiorentina pasó por todas las selecciones juveniles pero no había podido participar en algo oficial con la mayor. Juan Foyth, central de 21 años surgido en Estudiantes de La Plata, fue una promesa desde el principio y se le proyecta un gran futuro en la selección. Suplente en el Tottenham de Pochettino, el platense fue convocado dos veces por el actual entrenador. Renzo Saravia tiene su oportunidad después de ser campeón con Racing y “borrar” a Neymar en un amistoso que jugó con la Selección. El lateral ex Belgrano tiene la dura tarea de reemplazar a Gabriel Mercado, algo que, a priori, no parece tarea fácil.

En el mediocampo, Rodrigo de Paul, Leandro Paredes, Guido Rodríguez y Exequiel Palacios (el más joven de la delegación) son los que aparecen como debutantes en cuanto a competencias oficiales con la Selección. Algunos con paso por las juveniles han hecho todo el camino para llegar hoy a la mayor.

Y por último, en la delantera, la sorpresa Matías Suárez y Lautaro Martínez, el joven maravilla. Ambos con pasado/presente en el fútbol argentino tendrán la dura tarea de pelear el puesto con Paulo Dybala, Sergio Agüero y el mismísimo Lionel Messi.

La lista de 23:

Arqueros: Esteban Andrada (Boca), Franco Armani (River) y Agustín Marchesín (América de México).

Defensores: Renzo Saravia (Racing), Germán Pezzella (Fiorentina), Nicolás Otamendi (Manchester City), Ramiro Funes Mori (Villarreal), Nicolás Tagliafico (Ajax), Juan Foyth (Tottenham), Marcos Acuña (Sporting Lisboa) y Milton Casco (River).

Volantes: Leandro Paredes (PSG), Guido Rodríguez (América de México), Roberto Pereyra (Watford), Guido Pizarro (Tigres), Giovani Lo Celso (Betis), Rodrigo De Paul (Udinese) y Ángel Di María (PSG).

Delanteros: Lionel Messi (Barcelona), Sergio Agüero (Manchester City), Lautaro Martínez (Inter), Paulo Dybala (Juventus) y Matías Suárez (River).

Leave a Comment


Your email address will not be published.