Difícil grupo para el anfitrión

Es el primer mundial que se disputa en Qatar, y también el primero que disputa este país. El sorteo no le cayó de la mejor manera, ya que se enfrentará a tres grandes selecciones que vienen en alza, Países Bajos, Senegal y Ecuador. Debutará ante la selección de Gustavo Alfaro, luego jugará ante los africanos y finalizará contra la Naranja.

 En los últimos años, el equipo local comenzó a tomar una idea de juego, pero sigue estando lejos de las potencias del mundo. Cuenta con un entrenador español, Félix Sánches Bas, que llegó en 2017. Desde ese entonces su seleccionado cosechó el 58,54% de los puntos, un porcentaje bastante alto, y más para ser una selección menor.

Análisis de los rivales de Qatar:

Países Bajos: Llega de la mejor manera, con un equipo construido y una idea consolidada. Perdió un solo partido de los diez disputados en las eliminatorias para este mundial. No se ve a la Naranja jugar bien como esta desde hace mucho tiempo. En 2010 llegó a la final, pero sin el mecanismo del juego que contiene hoy.  Además cuenta con varias figuras, entre ellas, Memphis Depay, Virgil Van Dijk, Frenkie De Jong. Por esto es una de las candidatas a llevarse el trofeo.

Senegal: No perdió en las eliminatorias, ganó 5 y empató 1. Luego venció a Egipto de Mohamed Salah en el partido definitivo. Además es el campeón de África, en el que venció también a los faraones. No tiene un muy buen juego, pero los nombres y el jurgo físico que propone, la hace una selección muy fuerte. Es un equipo que tiene grandísimos jugadores, Sadio Mané, Édouard Mendy, Kalidou Koulibaly, Gana Gueye, entre otros.

Ecuador: El equipo de Alfaro hizo una grandísima eliminatoria. Se clasificó cuarto con 26 puntos. Volvió a clasificar a un mundial, ya que en el último no estuvo. Por ser un equipo sudamericano es difícil, además cuenta con una idea clara. Presiona alto y también como el conjunto africano, propone un juego muy físico. Tiene jugadores de alto nivel, Gonzalo Plata, Enner Valencia, Piero Hincapié, Pervis Estupiñán.

Dejar comentario

Dejá tu comentario