DUEÑOS DE SUS PALABRAS


Después de meses sin cobrar, los 125 trabajadores de la cooperativa “Por más Tiempo” logran que el diario Tiempo Argentino salga todos los domingos. Venden entre 30 mil y 40 mil ejemplares. Muchos de los periodistas toman alguna responsabilidad administrativa en la nueva sociedad. Quieren conservar los puestos de trabajo y un diario que ofrece una mirada diversa de la actualidad.

Por Lourdes Bermúdez e Inés Tiphaine

3x_2

“Sabemos quiénes son nuestro lectores. No queremos un diario que sea exclusivo para uno, sino que pueda ser leído por cualquier persona. Tenemos una forma de pensar, un estilo. Sin embargo en la redacción hay personas que son radicales, kirchneristas, antikirchneristas. Lo que existe afuera, acá también”, resaltó Javier Schurman, subeditor de la sección política y encargado de la difusión audiovisual de Tiempo Argentino. Luego remarcó: “La idea de la cooperativa es hacer un buen producto”.
Los trabajadores de prensa de Tiempo Argentino estuvieron cinco meses sin cobrar su sueldo. Pensaron en la idea de volver a juntarse para sacar adelante el diario. De esta forma, el 5 de abril conformaron la cooperativa “Por más Tiempo”. La cooperativa tiene una estructura conformada por un presidente, Javier Borelli; un secretario, Randy Stagnaro; una tesorera, Malena Winer; el síndico, Claudio Mardones; y los vocales Julia Izumi, Adrián Murano, Alejandro Wall y Martín Piqué.
En la estructura administrativa los periodistas a cargo son Malena Winer, Alejandro Wall y Germán Alemanni, que trabajan en el primer piso. Los demás periodistas se ubican en la tercera planta para lograr una reducción de gastos a diferencia de la anterior redacción, que ocupaba todo el edificio.
Alejandro Wall, redactor y vocal 1º en el Consejo Administrativo, expresó: “Además, trabajo en la sección de deportes. La situación cambió porque, por el momento, estamos saliendo sólo los domingos. Y antes hacíamos un suplemento diario. Por supuesto que en ese punto se escribe menos. Pero en cuanto saquemos adelante la web, va a ser distinto”. Y afirmó: “Siempre hay que estar para lo que haga falta en cuanto a las cuestiones administrativas y financieras”.
Hay que recordar que la cooperativa surgió después del conflicto salarial de los trabajadores de Tiempo Argentino. El conflicto entre los trabajadores y los empresarios Sergio Szpolski y Matías Garfunkel fue porque los dos dueños no cumplieron con los pagos de salarios y aguinaldos. La lucha duró desde diciembre de 2015 hasta abril de 2016, cuando crearon la cooperativa “Por más Tiempo” porque no obtuvieron ninguna respuesta por parte de la patronal, ni del último dueño Martínez Rojas.
Germán Alemanni, periodista y administrativo de la cooperativa, contó: “Me pidieron si podía hacerme cargo de algunas cuestiones administrativas de nuestro emprendimiento. Por su magnitud, decidí correrme de la producción y edición del diario. Por otra parte, considero muy importante y estratégico que los periodistas ganemos experiencia en la organización y gestión de emprendimientos periodísticos”. Además resaltó: “Estoy ocupándome de la gestión de los recursos humanos, de cuestiones vinculadas al reglamento de la cooperativa, de temas financieros. En la cooperativa no hay sueldos. Hay retiros, que son anuales. Por lo tanto, puede haber anticipos de retiros, mes a mes, o por los períodos que en la cooperativa se fije. Sabemos que por un tiempo importante los retiros serán mínimos, pero más allá del monto, son un indicador de la fuerza del proyecto”.
Los periodistas, al momento de crear la cooperativa, tuvieron que cambiar su rol y otros siguen realizando notas. Se fueron complementando con otras tareas que surgían en la redacción. Es el caso de Malena Winer, la correctora de las notas de diferentes secciones, que pasó a ocupar el rol de tesorera en la cooperativa. Winer afirmó: “Me adapté muy bien. Primero porque ya había empezado a hacer tareas administrativas en el marco de la lucha”. Y explicó sus tareas: “Mi labor está puramente enfocado a la Tesorería, ya que en el departamento y mi función centralizan la mayoría de las funciones administrativas. Estamos armando un equipo administrativo para RRHH y la contabilidad, entre otras tareas. Para todos los que conformamos el equipo es un aprendizaje completo en todo lo que estamos haciendo, ya que son actividades que desde un grupo privado las hace una oficia externa que centraliza todo”.
Sobre el tema de la distribución del diario, Schurman dio a conocer cómo funciona: “Nosotros utilizamos el circuito tradicional, formal y legal. Hay una persona que se encarga de hacer el nexo con los distribuidores, y ellos se encargan de hacer la otra parte: la entrega de los diarios a los canillitas y ellos lo venden”.

1x_2

El periodista Gerardo Aranguren, redactor de la sección de política, que además realiza tareas de difusión para la cooperativa, reveló: “Estamos tratando de subsistir. Nuestra pelea es por los puestos de trabajo y para que el diario siga en la calle. El triunfo se lo da que no hay voces que puedan contar las noticias que nosotros damos y que venimos contando. El éxito lo da la gente que nos quiere leer y que además se siente identificada. Se suma lo periodístico, que a pesar de todo lo que nos pasó podemos seguir trabajando; generar noticias que impactan en la gente y en el gobierno nacional”. Y remarcó: “Creo que en esta situación económica, con tantos despidos, los lectores se identifican con nuestra situación y nos apoyan. La cantidad que estamos vendiendo de ejemplares es entre 30.000 y 40.000”.
Los 125 trabajadores de la cooperativa “Por más Tiempo” son una muestra clara de la lucha por sus puestos de trabajo y además hacer un buen periodismo. Javier Schurman afirmó: “Nosotros queremos vivir de esto. Lo hacemos por placer pero también porque tenemos que vivir de algo. Sabiendo que hoy si buscas trabajo en los medios no hay”.

What others say about : DUEÑOS DE SUS PALABRAS..


Leave a Comment


Your email address will not be published.