La Scaloneta sigue imparable

La selección argentina venció a Honduras por 3 a 0 en el primer partido de los amistosos internacionales.


La Selección Argentina de Lionel Scaloni jugó una primera parte a gusto y placer. Se encontró con un rival aguerrido que iba con mucha vehemencia a las pelotas divididas, que en el primer tiempo tuvo una particularidad especial. El conjunto hondureño dispuso de una marca personal sobre Lionel Messi, que hizo que el astro argentino tuviera poca participación en la creación de las jugadas en ofensivas. Héctor Castellanos, mediocampista de Honduras, estuvo tras los pasos del 10 argentino durante los primeros 45 minutos.

A partir de esa marca, el seleccionado nacional buscó alternativas para la triangulación con un Giovanni Lo Celso muy participativo y un Lautaro Martínez descendiendo de su posición habitual para juntar toques. Se vio un equipo intenso, agresivo y agobiante que no dejó lugar a los avances de Honduras. Además, el seleccionado tuvo una gran rapidez mental para generar situaciones de gol. Tras algunos intentos sin resultados, Messi frotó la lámpara y con una exquisita asistencia habilitó a Alejandro Gómez, que metió un pase al medio y encontró al Toro Martínez solo para marcar el primero de la noche. Sobre el cierre de la primera parte, nuevamente Messi, captó la subida de Lo Celso que sintió el contacto y se dejó caer en el área. El juez del partido acertó con la decisión de cobrar el penal y Leo lo cambió por gol, definiendo al palo derecho con una tranquilidad absoluta.

En el complemento, el entrenador de la Selección comenzó con la rotación de jugadores e hizo debutar a Thiago Almada y Enzo Fernández. Con el correr de los minutos, Argentina jugó un partido inteligente, bajándole la intensidad al juego y dejando que el rival por momentos manejara la pelota, pero sin la oportunidad de crear situaciones de gol. La frutilla del postre la puso Lionel Messi, que luego de una presión y recuperación alta de Fernández, de primera y casi sin pensarlo definió por encima del arquero Luis López, para marcar el tercero y sentenciar el juego. La albiceleste tuvo una buena actuación en Miami, y supo aprovechar los momentos claves para golpear a Honduras y dejarlo sin respuesta. Como si esto fuera poco, hubo un buen funcionamiento en todas las líneas, con tenencias largas y ataques rápidos. La Scaloneta ganó, gustó y goleó. La próxima cita será el martes 27 de noviembre frente a Jamaica.