La Tierra pide que reciclemos

El 17 de mayo es el Día Internacional del Reciclaje. Esta fecha fue proclamada por la UNESCO en 2005 y tiene un origen un tanto desconocido.

El día fue pensado con el objetivo de que todos los seres humanos tomen conciencia de la importancia que es tratar los desechos correctamente. Además, a través de este recordatorio, se busca acabar con el cambio climático y proteger el medio ambiente.

Por Sofía Altamirano y Luciano Mamone

El reciclaje nos ayuda a evitar el agotamiento de nuestros recursos naturales, a reducir la contaminación y a generar empleos. Este proceso también nos ayuda a liberar menos CO2 a la atmósfera y, por lo tanto, a reducir el efecto invernadero. Gracias al reciclaje usamos menos materias primas y ahorraremos una cantidad importante de recursos naturales. Estas son las principales razones por las cuales debemos concientizarnos de la importancia del reciclaje.

Este día también es una oportunidad para recordar la regla de las tres R. Su principal objetivo es buscar una manera de crear hábitos de consumo más responsables y sustentables para el medio ambiente. Pero ¿En qué consiste esta estrategia?

Muchos se preguntan ¿Cómo hacemos para reciclar correctamente? ¿Cómo dividimos nuestros desechos? El reciclaje es un proceso cuyo objetivo es convertir residuos en nuevos productos o en materia prima para su posterior utilización. Cada tipo de residuo se separa en diferentes categorías, por lo tanto, existen diferentes contenedores para cada clase. La mejor forma de diferenciarlos es por su color. Los contenedores que se utilizan para separar residuos son los siguientes:

Una vez que ya tengamos todos nuestros residuos separados debemos llevarlos a un punto de reciclaje o punto verde. Estos puntos son espacios instalados en plazas, parques e instituciones para poder dejar los materiales que se pueden reciclar. Algunos de estos también reciben materiales electrónicos como partes de computadoras, celulares en desuso o pequeños electrodomésticos.

También podemos ayudar al medio ambiente desde casa realizando un compost casero. Este término deriva del compostaje que es la acción de transformar la materia orgánica en abono natural. El proceso se lleva a cabo naturalmente mediante un compostador y no necesitamos gastos de mantenimiento o aparatos mecánicos.

¿Sabías que de cada 100 kg de basura orgánica al menos 30 kg son de material compostable? Por esto es importante tener en cuenta que no todos los desechos que generamos en casa se pueden compostar. Debemos seleccionar cuidadosamente cuáles son los alimentos que sí están calificados para que nuestro compost casero se lleve a cabo correctamente.

Algunas otras recomendaciones para ayudar al medio ambiente y evitar la contaminación pueden ser: cerrar las canillas rápidamente luego de haberlas usado, disminuir el consumo de energía al apagar las luces que no son necesarias, llevar bolsas de tela cuando salimos a hacer las compras y evitar el consumo de productos que contengan demasiado plástico.

Por Luciano Mamone y Sofía Altamirano.

Fuentes: Buenos Aires Ciudad; Municipalidad de General Pueyrredón; Cleanipedia; Nueva Iso 14001; Compostadores.com; Perfil; Ser Argentino.

Add Comment

Click here to post a comment